Una escuela basada en un modelo de Inteligencia Emocional no debe limitarse a la realización de una serie de actividades relacionadas con las emociones y el mundo emocional sino que debe impregnar todo el contexto de enseñanza-aprendizaje y plantearse como objetivo fundamental el desarrollo de las competencias emocionales personales y sociales de todos los integrantes de la Comunidad Educativa. Explicamos en este artículo una serie de propuestas.

Si te interesa el tema de como transformar la escuela a partir de la educación emocional sigue leyendo.

1.- Cambios en el concepto de centro educativo

1.- Centro educativo que priorice el desarrollo integral de la persona. De una escuela que instruye a una escuela que educa.

2.- Centro educativo abierto a nuevas propuestas de actuación, con profesores dispuestos a formarse y a conocer otras experiencias educativas a través de cursos, seminarios, visitas a otros centros…

3.- Centro educativo con gran capacidad para atender a la diversidad de su alumnado en el sentido de que se tome en serio las diferentes capacidades, intereses, motivaciones y experiencias emocionales de sus alumnos y esté dispuesto a adaptar las estrategias de enseñanza a dicha diversidad.

4.- Centro educativo abierto a la comunidad, interesado en desarrollar proyectos de colaboración junto con las familias u otros agentes educativos del entorno, que tenga en cuenta todos los recursos personales y materiales que le ofrece su contexto cercano, abierto a todas las experiencias que puedan favorecer el desarrollo de la amplia gama de experiencias emocionales que presentan sus alumnos.

5.- Centro educativo que practique la flexibilidad curricular, que contemple diversas opciones para desarrollar y evaluar el currículo según las vivencias emocionales de sus alumnos.

6.- Centro educativo que conceda más importancia al proceso que a los resultados, que otorgue más valor a la calidad del proceso de desarrollo de los diferentes trabajos, proyectos y actividades que al resultado final.

7.- Centro educativo que dé valor a las disciplinas artísticas (música, pintura, escultura, teatro…) en cuanto vehículos privilegiados para la expresión emocional.

2.- Cambios en la propuesta curricular

como cambiar la escuela a partir de la inteligencia emocional imagen blog

1.- Los colegios están acostumbrados a intervenir. No es una novedad que desde la escuela se enseñe a desear y a practicar conductas adecuadas. El cambio consiste en incluir las emociones en este proceso de intervención, en la vida del centro y en la propuesta curricular, porque los seres humanos somos algo más que pensamiento y conducta, somos también cuerpo y emociones.

2.-En toda situación escolar se encuentran implicadas las emociones. No aprovechar las diferentes situaciones para educar las emociones no resulta indiferente sino que tiene “repercusiones emocionales” tales como la creación o el mantenimiento de determinados “esquemas o estilos emocionales” que pueden ser inapropiados o incluso negativos para los integrantes de la comunidad educativa.

3.- La acción educativa no tendrá sentido si concluye con el aprendizaje de una serie de técnicas de desarrollo emocional. La acción educativa debe combinar 1) la programación de diferentes actividades a través del currículo con 2) la acción educativa permanente encaminada a generar un clima de centro. En otras palabras, las competencias emocionales tienen que ser enseñadas formalmente pero tienen que estar ligadas a lo que es cotidiano, a las vivencias del día a día.

4. Si uno de los objetivos básicos de todo sistema educativo es el crecimiento personal y la socialización de los alumnos, éste será un propósito fundamental en una escuela con un proyecto de educación emocional. Una escuela que apueste por la educación emocional debería conseguir que los aspectos relacionados con el desarrollo personal y social y las capacidades artísticas y creativas ocupen un lugar privilegiado en la propuesta curricular y constituyan el centro de la acción educativa.

5. La propuesta curricular debe tener como uno de sus objetivos prioritarios desarrollar “vínculos” entre los integrantes de la comunidad educativa: “Una escuela de vínculos afectivos, conectada emocionalmente”. Se deben privilegiar todas aquellas actividades que favorezcan la creación de lazos afectivos entre los integrantes de la comunidad educativa, evitando la desconexión y el desinterés por la vida de las personas, especialmente la de los alumnos. Un colegio en torno al lema: Tu vida me importa. Tus problemas me importan. Tus sueños me importan. Tus “tonterías” me importan.

6.- En la propuesta curricular debe ocupar un lugar destacado la comunicación como competencia emocional clave. La escuela debe ser un lugar donde todos puedan hablar, expresarse, comunicar sus vivencias emocionales. Esto solo será posible si se facilitan ambientes educativos que generen la mínima ansiedad y si se han desarrollado vínculos afectivos entre los integrantes de la comunidad educativa. Aprender supone esfuerzo pero no debería ser algo estresante.

7.- La propuesta curricular debe garantizar la primacía de las actividades del alumno sobre las demostraciones magistrales del profesor de tal modo que los alumnos puedan ampliar sus experiencias educativas mediante la utilización de un variado conjunto de técnicas, herramientas, materiales y estrategias de enseñanza más allá de las utilizadas tradicionalmente en la escuela.

8.- El currículo debe facilitar que este abanico de técnicas y estrategias se adapten a los intereses, capacidades y estilos de aprendizaje de los alumnos de tal modo que sea posible la adaptación del currículo a la diversidad del alumnado y se consiga una educación más individualizada, dado que no todos perciben las emociones del mismo modo ni las desarrollan de la misma manera.

3.- Cambios en la organización escolar

1.- Organización sinérgica del horario de las diferentes asignaturas o materias para poder trabajar en profundidad un Proyecto de Educación Emocional: bloques de dos o tres horas seguidas; materias afines al Proyecto que coincidan en el horario; organización que permita la utilización de determinados días de la semana para el Proyecto; posibilidad de organización de semanas “especiales” en las que todas las áreas se impliquen en la realización de una investigación multidisciplinar relacionada con dicho Proyecto.

2.- Creación de equipos de profesores estables que estén dispuestos a trabajar de manera interdisciplinar la educación emocional.

3.- Creación de equipos de alumnos u estructuras similares sugeridas en la metodología del aprendizaje cooperativo (parejas, grupos de cuatro…) que sirvan de soporte y ayuda al aprendizaje individual especialmente cuando se afrontan situaciones emocionales complejas.

4.- Organización flexible del tipo de agrupamientos de alumnos, de tal modo que sea posible, dependiendo de los objetivos de trabajo, agrupar alumnos de diferentes secciones e incluso de diferentes edades o niveles.

5.- Transformación de las aulas tradicionales en espacios de aprendizaje en los que sea posible efectivamente aprender de diferentes maneras: aprendizaje personalizado, aprendizaje cooperativo, aprendizaje a través de los rincones o de los centros de aprendizaje, trabajo por proyectos, desarrollo de innovaciones, comunicación del conocimiento a través de seminarios, teatros o exposiciones, etc.

6.- Diseñar aulas que sean emocionalmente atractivas para el alumno, que le inspiren y le ayuden a motivarse, que sean lugares donde se sienta razonablemente confortable y le den la posibilidad, no solo de aprender, sino de innovar y comunicar.

7.- Variación de las estructuras y lugares de aprendizaje, superando la visión del aula como único lugar donde se puede aprender y favoreciendo contextos y situaciones nuevas de aprendizaje, tanto en otros espacios del centro como en lugares externos a él (salidas o visitas culturales…).

8.- Utilización de las nuevas tecnologías para generar sistemas de información, evaluación y generación de conocimientos rápidos y eficaces, tanto entre profesores y alumnos como entre los propios alumnos, sea del propio centro como de otros centros de ámbito nacional e internacional.

4.- Cambios en las personas

1.- La aplicación de un Programa de Educación Emocional depende en gran medida del modo en que los docentes la pongan en práctica y esto, a su vez, dependerá de los fines educativos que el profesor y/o la institución educativa a la que pertenece quieran alcanzar.

2.- La apuesta por la Educación Emocional implica cambios en el papel de los dos grandes protagonistas del proceso de enseñanza-aprendizaje: profesor y alumno. El alumno se transforma en el principal protagonista de su aprendizaje emocional y el profesor debe asumir el papel de guía, tutor, dinamizador, orientador y facilitador de este aprendizaje. El profesor cede el protagonismo al alumno, en tanto en cuanto es quien debe aprender, pero no renuncia a ser su principal aliado puesto que le ayuda a planificar, organizar y evaluar su proceso de aprendizaje.

3.- El eje vertebrador del Proyecto de Educación Emocional debe ser el tutor. Por tanto, los tutores deberán ser maestros o profesores que consideren prioritario el crecimiento personal y la socialización de sus alumnos y que den más importancia, dentro del abanico de actividades propuestas, a aquellas actividades que favorezcan el desarrollo de los valores educativos, el espíritu crítico y las relaciones interpersonales. No debería ser tutor una persona que tenga una visión exclusivamente instructiva de la educación.

4.- Se valorarán el optimismo y el buen humor como competencias emocionales básicas entre los integrantes de la comunidad educativa. El optimismo y el entusiasmo son competencias fundamentales que facilitan la eficacia de la acción. El buen humor debe constituir la forma habitual de bienestar de los integrantes de la comunidad educativa puesto que los alumnos que se sienten a gusto en clase y que se ríen aprenden mejor.

5.- Todos los profesores tienen un papel fundamental como modelos empáticos, de gestión emocional y de comunicación. Los profesores que saben regular sus emociones, que saben escuchar de manera activa y empática, que busca n el diálogo auténtico, modelan de manera continua y “natural” el comportamiento de sus alumnos.

6.- Estar informado no es estar formado. El profesorado que solo se queda en el conocimiento teórico continuará anclado en razonamientos conscientes y estados emocionales inconscientes. Se espera que el profesor sea capaz de poner en práctica en el día a día las estrategias emocionales básicas como la capacidad de atender a las experiencias emocionales propias y de los alumnos, la capacidad de analizarlas, comprenderlas y otorgarles un significado y, finalmente, la capacidad de regularlas de manera saludable. Si el profesorado se forma adecuadamente y desarrolla un “perfil emocionalmente equilibrado” disfrutará de su labor y conseguirá que los alumnos también aprendan disfrutando.

7.- Esta es la pregunta clave que se debe plantear un profesor que desea trabajar en profundidad la educación emocional. Si cada persona vive las emociones de un modo diferente y cada alumno tiene su “propia historia emocional”, ¿no sería interesante que utilizara diferentes sistemas de símbolos o lenguajes, una gran variedad de estrategias y un amplio abanico de recursos que me garantizasen “alcanzar” al mayor número de alumnos y desarrollar la mayor cantidad de competencias emocionales en cada uno de ellos?

Más sobre como transformar la escuela a partir de la educación emocional.

Sigue estos enlaces para saber más acerca de como transformar la escuela a partir de la educación emocional.

Y hasta aquí llega el artículo de hoy, espero que te haya resultado ameno e ilustrado de alguna manera. Si tienes algún comentario, duda o sugerencia, no dudes en dejarla más abajo, prometo contestar a todo. Muchas gracias por haber llegado hasta aquí y te dejo con más artículos de el blog de Doctor Viso dedicado a la innovación educativa, los procesos de aprendizaje y la inteligencia emocional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *